cabecera-post-panettone

El panettone: una delicia navideña para todos los paladares

La Navidades no serían lo mismo sin esos dulces que la acompañan. Cada país tiene los suyos, como el roscón de reyes, los turrones o el mazapán en España. En Italia ese dulce es el panettone, un bollo delicado y esponjoso que se ha hecho un hueco también en nuestras mesas.

El panettone es un pan dulce, un enorme pan elaborado con una masa de tipo brioche y relleno de pasas y frutas confitadas que le dan ese toque tan especial. Su origen se sitúa en la ciudad italiana de Milán, allí se sabe que se consume desde el siglo XV. Sin embargo, en sus casi seis siglos de historia se ha popularizado tanto, que no solo es dulce típico navideño en Italia, sino que también lo es en otros muchos rincones del mundo.

El secreto del panettone

Aunque aparentemente sea un dulce sencillo, lo cierto es que para que quede con esa textura tan esponjosa y ese sabor y aromas tan especiales es necesario dedicarle tiempo. En su elaboración no caben las prisas, por eso, solo los panettones elaborados de manera artesanal tienen ese sabor y ese gusto tan auténticos.

La clave es emplear masa madre, dejar que fermente y trabajarla con cuidado para que se airee y adopte esa textura ligera y delicada que tiene el panettone. Porque los ingredientes básicos son tan simples como la masa madre, harina, huevos, miel, vainilla, leche y mantequilla, además de las frutas y, en algunos casos, unas pepitas de chocolate.

Un panettone elaborado como se hacía antiguamente requiere trabajar la masa en varias fases para ir mezclando los diferentes ingredientes. El resultado es un pan dulce tan tierno como exquisito.

Pero no solo su elaboración es especial. También la forma de comer el panettone lo es, si lo que se quiere es apreciar todos esos matices que lo hacen único y especial. Los maestros reposteros recomiendan acercarlo a una fuente de calor unos minutos antes de consumirlo. De esta manera, al abrirlo aflorarán con más fuerza esos aromas a pasas, a miel y a vainilla que le dan el toque de sabor.

Precisamente por su sabor y por esa textura, el panettone es mucho más que un simple bollo. Por su ligereza y su fácil digestión, es el acompañamiento perfecto en una merienda y también el complemento ideal para ese café o bebida de cacao mañanero. Incluso puede ser un buen tentempié de media mañana.

Curiosidades del panettone

Como tantas otras delicias culinarias, el panettone tiene sus propias leyendas sobre su origen. Son dos, principalmente. Una cuenta como un joven aristócrata se enamoró de la hija de un pastelero y que, para conquistarla, empezó a trabajar como aprendiz de su padre. Toni, que así se llamaba el joven, inventó este dulce, que enseguida se hizo popular. En la ciudad comenzaron a llamarlo el “pan de Toni”, y de ahí su nombre.

La otra leyenda es diferente. En este caso, el panettone surgiría de un desafortunado incidente. El duque Ludovico ofrecía una fastuosa cena de Nochebuena, pero el postre se quemó. Uno de los pinches (también llamado Antonio) tenía pensado hacer un dulce para llevar a casa con los ingredientes que habían sobrado. Para evitar el desastre y poder dar un postre a los invitados, se ofreció a elaborar su idea. El éxito, cómo no podía ser de otra forma, fue rotundo.

Y una curiosidad más. No solo en Italia es el dulce navideño que no puede faltar en ninguna casa. También es típico en países de Latinoamérica como Perú, Argentina o Venezuela, a donde llegó de la mano de inmigrantes italianos.

Endulza la Navidad con el delicioso sabor del mejor panettone. En Limón y Merengue encontrarás este dulce navideño, elaborado de manera artesanal, con masa madre de cultivo y aromatizado con naranja confitada y pasas o con chocolate.

Entrada anterior
Limón y Merengue, tu pastelería artesanal en Valencia

Entradas relacionadas

No se han encontrado resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú